logo

Gran encuentro deportivo de los trabajadores de peajes

Impresionante encuentro deportivo vivimos en Mar del Plata con el Sindicato de Peajes. Más de 500 trabajadores de todo el país participaron el Voley y Bowling Femenino y en Fútbol Masculino que disfrutó de la final en el estadio mundialista de donde juega nuestra selección nacional. Durante los torneos clasificatorios que se hicieron a lo largo del año participaron alrededor de 3000 trabajadores. Fue emocionante ver cómo después de una final pareja y aguerrida entre dos equipos todos los compañeros terminaron saltando por el sindicato, sintiéndose parte de un colectivo. Eso es lo más importante de todo lo que hemos construido en estos 10 años. La unidad, la solidaridad, el sentirse parte de un todo, la conciencia. Hoy a los trabajadores de peajes se los respeta, hay salarios y condiciones de trabajo buenos pero fundamentalmente hay respeto.

 

 

Nosotros defendemos a todos los laburantes y sabemos que esta situación que estamos viviendo es privilegiada si la comparamos con los trabajadores desocupados que se movilizaron reclamando un proyecto de emergencia social, o si comparamos con el 32% de pobreza que tiene la Argentina, o si comparamos con el promedio salarial de $9000. Pero esto es lo que nos merecemos. Nadie merece menos de lo que tienen los trabajadores de peajes.

 

Estas modificaciones del estatuto que hicimos, de que los padrones se entreguen a las listas opositoras, para que el proceso electoral esté bien reglamentado por la junta electoral, para que haya limitación de mandatos, es una decisión de los trabajadores que se votó en asamblea. Y esto no garantiza que el próximo dirigente sea bueno o malo. Lo que nosotros hicimos modificando el estatuto y haciéndolo más democrático no garantiza que los que vengan no cometan errores, es un sistema que condiciona a esos dirigentes para que no puedan hacer lo que quieran, pero son los trabajadores los que van a decidir si el dirigente es malo que no esté más. Y me voy del sindicato porque siento que cumplí un ciclo y que otros compañeros tienen fuerzas, ganas y empuje para hacer más grande esta organización.